EL MONSTRUO REMONTA Y GANA TRES PUNTOS VITALES

image

El duelo que daba por iniciada la cuarta jornada del torneo liguero, reunía a dos equipos invictos y en cierto modo esperanzados en alcanzar el primer lugar de la tabla de colocaciones que ostentaba el Olimpia, así las cosas los olanchanos que llegaban de visita, permitieron que los locales mantuvieran la pelota desde el inicio, Marathón dominó los primeros 20 minutos basando su fútbol en sus individualidades.

Los tres habilidosos de la zona ofensiva fueron un martirio para la defensa “canechera”, que no vivió buenos minutos en la inicial,

Al 10” dio su primer aviso Banegas con un lanzamiento libre que se fue muy cerca del horizontal del meta trinitense Jean Michael Williams, ocho minutos después sacaba un potente zapatazo que ponía en alerta nuevamente a los visitantes, Marathón era dueño y señor del juego, no obstante, no pudo facturar.

Sin embargo y tras sacudirse el dominio verdolaga, el futbolista Edras Padilla daría un primer aviso al meta José Calderón, con un remate de media distancia que este contuvo con lo justo.

Fue solo un aviso, porque al 24”, la calurosa tarde norteña se le vendría encima al equipo de Héctor Vargas, porque un “horror” garrafal en defensa de Wilmer Fuentes, provocó la primera caída para Calderón , con certero gol de Gerson Tinoco que ponía el momentáneo 1-0 a favor de los olanchanos.

Tras el descanso y con las correcciones el “monstruo” verde saltó al terreno de las acciones intentando recomponerse de sus propios errores, y así herido en su amor propio, se fue en busca de la paridad, arrinconando a su rival y tratando de cortar todos sus circuitos desde la media cancha.

La fórmula daba resultado, porque en esa faceta provocó tres tiros libres en menos de cinco minutos, pero sus artilleros lucían imprecisos y con la pólvora mojada ante la bien plantada defensa visitante.

Al 56? y quizá en la mejor ocasión del partido, Junior Lacayo soltaba un “misil” que parecía el empate del juego, sin embargo el espigado guardameta Williams, agrandaba su figura y con sus oportunas intervenciones evitaba el gol ante un Marathón que para esa instancia ya merecía la igualada.

Pero el recién ingresado Elmer Guiti quiso dejar en manifiesto que el fútbol es de hacer y no de merecer, porque una impresionante corrida por la banda izquierda provocó una falta penal a favor del Juticalpa que dos minutos después cambiaría por gol Ovidio Lanza.

Sin embargo la alegría “canechera” duraría poco, muy poco, porque al 79? llegó el 2-1 y el descuento verdolaga mediante un bonito tanto de Junior Lacayo.

Así las cosas y cuanto todo indicaba que Juticalpa embolsaba tres valiosos puntos, apareció el cubano Yaudel Lahera al 85? para convertir el 2-2 en un choque que ya resultaba de ida y vuelta pero con un sampedrano dispuesto a poner de rodillas a su rival.

El desgaste previo empezó a dejar huella en el ímpetu olanchano, otorgándole la iniciativa al rival, un error garrafal que pagó caro al 88”, porque nuevamente apareció Junior Lacayo, para darle voltereta al marcador y poner cifras definitivas, en un juego donde los locales jugaron con convicción para sumar tres puntos que ahora lo dejan compartiendo la cima con el Olimpia.

Deja un comentario